Gandhi. Inolvidable e imprescindible


La pandemia sigue todavía reptando perniciosa entre nosotros. Ha cobrado lamentablemente miles de vidas y destrozado nuestra economía, entre otros graves perjuicios.

No ha escapado por tanto la cultura y así fueron suspendidos todo tipo de eventos culturales, bien se trate de festivales, presentaciones de libros, recitales, conciertos o exposiciones.

En este catálogo de daños y perjuicios enormes, aparece enlistado el libro como tal. Así, sabemos de las ventas tan bajas que se han registrado y hasta el cierre de librerías.

Por eso, me detengo hoy con suma tristeza en el caso de Gandhi, esa librería pionera que sentó todo un precedente en nuestra vida cultural.

Cómo no recordar sus grandes puertas abiertas en honor del libro, donde encontrábamos todas las novedades y títulos que en cualquier otro lugar era difícil adquirir, sino que era imposible, además de su profuso, versátil y generoso programa cultural en sus propias instalaciones.

En estos días supimos del anuncio de su cierre y muchos hubiéramos querido creer que se trataba de una falsa noticia, pero tristemente es un hecho real que nos apretó de tristeza y nubló la mirada.

Pero también, nos invadió un sentimiento de impotencia de querer prestarle los primeros auxilios para que siguiera con vida, y aún más, cierta rabia porque no advertimos una respuesta del gobierno actual, ya sea del orden federal o de la propia ciudad de México, con un plan de rescate financiero, pues en verdad se trata de un icono que ha formado parte del patrimonio cultural tangible e intangible, dándoos identidad y sentido de pertenencia.

Las posibles alternativas para que subsistiera brotaron de diversos organismos civiles, como es el caso del GRECU (Grupo de reflexión sobre cultura y economía), que abrió un abanico de posibles soluciones, sin que hasta ahora las autoridades hayan reaccionado y respondido

Una vez más, apreciamos el distanciamiento de quienes bien pudieron utilizar procedentemente los recursos públicos que emanan de nuestros propios impuestos para estos efectos, a fin de resguardar los acervos culturales de que disponemos, indistintamente de que sean de carácter privado, público o social.

Un gobierno que presume tanto de la transformación de México y de distinguirse de los anteriores, que no es capaz al menos de adquirir el inmueble y fundar un centro cultural en ese lugar que todos y todas ya identificamos al servicio de la cultura, e incluso brindarle ahí un espacio a Gandhi, que bien lo merece.

Vemos entonces que conforme avanza el tiempo, lejos de ampliarse y enriquecerse los espacios para la creación, promoción y difusión de la cultura, se achican y gradualmente se extinguen.

De seguro, miles o quizá millones de lectores hemos ya tomado nota de tan gravísima omisión y lo tendremos muy en cuenta cuando tengamos que dar nuestro voto en el 2021. ¡ Así sea ¡.

Página web:

http://www.marthachapa.mx

Sala-Museo Martha Chapa:

http://www.dgb.uanl.mx/bibliotecas/burrf/salamuseomarthachapa/

Facebook: Martha Chapa Oficial

Facebook: Martha Chapa Benavides

Twitter: @martha_chapa


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

**Precios sujetos a verificación

  • Pinterest - Black Circle
  • Facebook Black Round
  • Twitter Black Round

Desing by JIDM

Actualización de página abril 2016